domingo, marzo 7

¡Eres lo mejor del mundo! -aunque tú, eres mala persona, Camile-.

¡Qué confusión! Mi orgullo no me deja ver todo lo que hay, las explicaciones que hay que dar, todo. Soy una mala persona. Camile, eres mala persona.

¿Por qué siempre pensamos lo peor en primer lugar? No lo sé, es siempre lo primero que se nos viene a la cabeza y pensamos mal: Que abusaron a tal niña, que asesinaron al padre de tatata, que desapareció de su casa, que está con la otra, que no me quiere decir qué hace y con quién... etc... No lo sé, el orgullo siempre nos ciega, nos enerva, nos cierra a todo.


Eres todo lo que quiero tener, quiero ser feliz, quiero verte a la cara, a los ojos, y saber que todas mis respuestas de mis preguntas están en ti, quiero verte, quiero abrazarte, estar contigo, quiero olerte, quiero saborearte, quiero sentirte, quiero percibirte a mi lado, quiero... TE QUIERO A TI.

Porque sin ti, mi mundo no tiene sentido, todo se va al suelo, todo se vuelve negro y mis días de depresión y en el hueco aparecen, porque sin ti no soy nada, nada. Quiero experimentar el miedo, el desafío, las lágrimas de amor y suspenso contigo viendo cómo pasa la vida, quiero saber que tu me abrazarás y harás que mis miedos se vayan, quiero que nunca te separes de mí, quiero que seas mío. Quiero besarte los labios y saber que no solo es por un acto simple de una pareja, no, quiero hacerlo con todo mi corazón, que en un beso te pueda demostrar lo que siento por ti, que en un beso esté mi desesperación por ti, por tenerte y pertenecerme, por vivir contigo; porque sin ti no soy nada.



Te quiero. Te adoro. Te necesito. Te pertenezco.

1 comentario:

Smoc dijo...

Tienes tanta razon, siempre nos imaginamos lo peor, siempre exageramos algunas cosas y pensamos que todo debe tener una explicacion; me alegro tanto por ti que ya este mejor, eres genial amiga, cuidate, saludos!