sábado, junio 23

Confesión #1

Qué extraño es volver a saber de el, que por ratos le echaba de menos, pero bueno. Mi orgullo todavía está al alcance de un astronauta, pero me gusta saber de el, por lo menos que esté a un clic. No me gustan las conversaciones toscas e incómodas. Confieso que yo soy tosca, dura e incómoda. Confieso que mis conversaciones con toscas e incómodas.
Confieso que soy otra persona cuando hablo con el, de seguro es la chica que escribe en este blog, que quiero saber más de el, que no me gusta hablar tanto de mi con el, que a veces no me gusta hablar con el.

Una confesión viene bien de cuando es vez, no significa que lo sienta todos los días, pero mi noche de este viernes se convirtió en un confesionario. 

Si lees esto, no, no fue tan malo que volvieras. De hecho, ahora me siento un poco mejor. Probablemente volvamos a ser amigos, conversar un rato y demás, no sé. 

sábado, junio 2

Esta soy yo, simple.


 

Ps: Amo a Florence Welch, es de las personas que suelen acercarse a lo que pienso y hago; incluso en times Square, yo sería así, como si nadie me viera y si me ven, no le daría importancia a lo que la gente pensara.